Gato Siberiano | Razasdegato.net
Facebook Twitter Google+ E-Mail

Gato Siberiano

Introducción a la raza:

La raza felina Siberiana es originaria de Rusia. La misma no es apta para la vida en departamentos ya que es muy activa, ni apta tampoco para climas cálidos, debido a su pelaje. Podrá convivir con cualquier mascota y con niños sin ningún inconveniente. Aunque no lo parezca es un gato apto para alérgicos ya que no produce caspa. Además es un gato muy mimoso, inteligente juguetón, independiente y no le teme a la soledad.

Información general de la raza:

El gato Siberiano es originario de Rusia y surgió aproximadamente hace mil años, debido a la cruza de gatos domésticos con gatos salvajes rusos, también llamados gatos de bosque. Llegó a vivir en los palacios rusos como compañía de los Zares. Durante el régimen soviético estuvieron prohibidos los animales de compañía, entonces los granjeros los mantenían de manera semi oculta.

La primer aparición de un gato Siberiano fue en una exposición felina en 1987 en Moscú, y de esta forma pasó de ser un gato prácticamente desconocido a ser un gato símbolo nacional de Rusia. Luego de esa exposición fue introducido en Europa, empezando en Alemania en 1989, y poco después llegaría a América, comenzando en Estados Unidos en 1990. En 1996 fue reconocido oficialmente por la TICA.

Características de la raza:

  • Cuerpo: tamaño mediano, musculoso y de huesos pesados.
  • Peso: machos entre 7 y 9 kilos, hembras entre 5 y 7 kilos.
  • Cabeza: redondeada, tamaño medio, un poco más ancha que larga y con mejillas prominentes.
  • Ojos: grandes y levemente redondeados, el color corresponderá con su pelaje.
  • Nariz: larga y ancha.
  • Orejas: tamaño mediano, base ancha y puntas redondeadas.
  • Patas: longitud mediana, musculosas y fuertes.
  • Garras: grandes y redondeadas.
  • Cola: larga, afinándose en la punta y de pelo muy tupido.
  • Pelo: largo, más largo en pecho, cola y cuello. Muy denso, suave y brilloso.
  • Colores: solo los colores lila y marrón no están aceptados en ninguna cantidad ni patrón. Fuera de estos, el resto de colores y patrones son aceptados.

Personalidad y comportamiento de la raza:

La raza Siberiana no es apta para la vida en departamentos. Podrá convivir con cualquier tipo de mascota y con niños sin mayores inconvenientes. Esta raza tampoco es recomendada para lugares cálidos, ya que sufriría mucho el calor. El Siberiano es un gato muy independiente, inteligente, afectuoso, juguetón, muy activo y poco agresivo. Será muy feliz teniendo acceso a un jardín donde poder corretear, trepar y jugar a la caza. Esta raza es ideal para quienes se ausentan varias horas de la casa ya que no le teme a la soledad.

Curiosidades de la raza:

La raza Siberiana es apta para personas alérgicas ya que su piel no produce caspa, la cual contiene la proteína Fel D1, causante del 80% de las alergias.

Cuidados especiales para la raza:

El gato Siberiano no necesitará muchos cuidados especiales, bastará con un cepillado frecuente, y será muy importante no bañarlo para que no pierda la impermeabilidad de su pelo. Será conveniente también un alimento especial para prevenir las bolas de pelo.